El muro de Batán

27 January 2017

Vecinos de la ciudad de Batán se quejan del estado actual de la ruta 88, cuya refacción parece traer más inconvenientes que soluciones. Una descripción del conflicto y las acciones que los batanenses llevan adelante para hallar una solución.

La ruta 88 durante los últimos años ha sido el escenario de incontables accidentes automovilísticos, muchos de ellos con víctimas fatales. Quizás la más recordada, por la indignación que despertó en los batanenses y la consecuente manifestación, sea la de Federico Campos. Pero basta googlear “ruta 88 accidentes” y ver la cantidad de noticias de diferentes medios de comunicación que aparecen, incluso de este 2017, para entender que esta problemática sigue vigente.

Finalmente, luego de años de reclamos, en octubre de 2015 comenzaron las obras de reparación y ampliación de la ruta 88. La propia gobernadora, María Eugenia Vidal, expresó su deseo meses atrás de que la misma deje de llamarse “la ruta de la muerte”. Sin embargo, algo desató la indignación de los batanenses.

Uno de los accidentes más frecuentes en la 88 se producía cuando algún conductor, ignorando las señales de tránsito, se cambiaba de carril para pasar un vehículo y se estrellaba contra otro que venía en sentido contrario. Para evitar esto, además de la ampliación del número de carriles, se construyó un pared que separa la ruta en dos partes, con algunos puntos precisos para cruzar. Con esto, Batán quedó, según señalan varios vecinos, dividida en dos, puesto que no han agregado semáforos ni puentes peatonales, lo que dificulta el cruce de peatones, y los automovilistas circulan ahora más rápido que antes. Por otra parte, la altura de la pared es tal que los conductores pierden visibilidad de lo que pasa del otro lado, ignorando si un peatón o un auto están por cruzar, lo que ya ha generado accidentes. La finalización de la obra está anunciada para febrero, lo que hace pensar a muchos que esta problemática podría no resolverse.

Por este motivo en el día de ayer se reunieron varios ciudadanos en la intersección de las calles 132 y 137, donde redactaron un requerimiento de solución urgente dirigido al director de Vialidad de la Provincia de Buenos Aires, Fernando Bolgieri. En este documento describen la situación actual de la ruta y solicitan “que se construyan los prometidos puentes peatonales o se devuelvan los semáforos y la iluminación”; mientras esto no ocurra, reclaman “medida/s paliativa/s, como serían banderilleros, policías, que hagan disminuir la velocidad al menos durante el día”. Además, para el jueves 2 de febrero a las 10:00 hs. Barrios de Pie convoca a un corte parcial a la altura de la plaza central con el fin de otorgar visibilizar a esta realidad.

Lo más leído

logo50 Acción 1

Noticias Zonales

Opinión